El Palacio de Congresos de León, de Dominique Perrault, da sus primeros pasos