Los diseños del 2020 parecían anticiparse a lo que sucedería