"2012" y viernes 13, un caldo de cultivo ideal para los temores y las supersticiones