Cuba arranca su plan de reajuste laboral para reducir las plantillas estatales