Reino Unido dejará sin ayudas a los parados que rechacen ofertas de trabajo