El Senado de EEUU respalda el acuerdo entre demócratas y republicanos