La compraventa de viviendas cayó un 4,2% en el segundo trimestre