Obama y Biden corren por la Casa Blanca