Jimmy Sánchez, el quinto rescatado