Reino Unido reanuda el intercambio de información con los servicios secretos de EEUU tras recibir "nuevas garantías"