Una cámara de seguridad grabó al asesino de la instragramer iraquí