La policía desaloja a los 'indignados' de Londres