El sastre de Camps afirma que éste le preguntó nervioso si había facturas a su nombre