Fuerte dispositivo policial para evitar incidentes en una nueva visita del Rey a Barcelona