El extesorero del PP esquiva a la prensa utilizando un acceso restringido