Reconocimiento en ONU satisface a Cuba, pero rechaza liberar presos políticos