Siguen creciendo las facturas amañadas que UGT endosó a la Junta de Andalucía