Maíllo da por hecho un pacto de derechas en Andalucía y asegura que intentarán frenar sus políticas