El cambio climático centra la cumbre de los países más pequeños del Pacífico