El jefe del espionaje de Pakistán viaja a EEUU en medio de las críticas