Las imágenes de tensión social en Cataluña se siguen sucediendo