Los datos recuperados del móvil de Diana viajan hacia España para su análisis