Aulas abiertas, pocos profesores