Hallan 500 kilos de hachís ocultos en aparatos de refrigeración