El Ministerio del Interior, condenado por no proteger a una mujer asesinada en un crimen machista