Los hoteles Ayre Gran Colón y Marriot Auditorium acogen ya a pacientes con coronavirus