Llama a la policía para pedir una pizza, la realidad recreada en un anuncio viral