En un año, 416 niños fueron atendidos en urgencias por sospecha de maltrato