La zona cero del calentamiento es el Mediterráneo: el día a día puede ser dramático