El último encierro de los Sanfermines termina con siete heridos, ninguno por asta