La restauradora Toñi Vicente ha quedado en libertad con cargos