Las vacaciones llegan con huelgas programadas en aerolíneas, transporte público y distribuidores