Valeria soporta el juicio de la mano de su padre: "Son muchos golpes, algún día no me levantaré"