El último desnudo de Kate Moss, bajo llave