Las situaciones más surrealistas protagonizadas por ladrones