Irina Shayk, cada día más famosa