No hay quien pueda con Cristina