Manuel Manzanares abandona el Instituto Anatómico Forense de Cáceres