Lydia Lozano no tiene miedo al 'polideluxe'