Los chicos de la Roja celebraron la victoria con sus niños