Cayetano Martínez de Irujo ha pedido que nadie le visite en el hospital