Brutal paliza a un niño de 15 años que tuvo que ser operado de un ojo