“Si votas sí, no podrás…” La polémica campaña para la independencia del partido Demòcrates