Las cantidades captadas por los Ruiz Mateos a los inversores fueron de 550 millones de euros