El policía sombra asegura que a Bretón no le interesaba hablar de los niños