Tarde familiar en el entrenamiento de la Roja: WAGs, niños y muchos besos y abrazos