Laura y Carlos, apenados tras la marcha de Rappel y Laura Campos