¡Verde que te quiero verde!: Cuidamos el tipo con una menestra de verduras