Joaquín Torres muestra una casa que diseñó hace diez años en Galicia