Rosa: "¡No he tenido celos nunca de nadie!"